EPOC y Haloterapia

La HALOTERAPIA,  como terapia natural clínicamente probada para la EPOC, ejerce una acción beneficiosa  disminuyendo la tos y los ataques de disnea, mejorando el haz de luz bronquial.

 Recomendaciones:

Es aconsejable tratamientos de 15 a 20 sesiones de 50 minutos, a ser posible en días continuos, para conseguir la máxima eficacia de la terapia, y repetir los tratamientos de 2 a 4 veces al año.

Todas nuestras recomendaciones están basadas en las indicaciones de los equipos médicos que se dedican a la investigación y avance de la Haloterapia.

Beneficios de la Haloterapia

para EPOC

La HALOTERAPIA, consiste en respirar un ambiente saturado por micro partículas de SAL 100% de origen mineral, y ha sido reconocida clínicamente como terapia natural muy eficaz y libre de medicamentos para la EPOC, proporcionando un alivio importante a sus síntomas, además de prevenir y dificultar la aparición de infecciones pulmonares que agraven el estado del paciente, disminuyendo la tos y los ataques cuya obstrucción es característica de la EPOC.

La Sal tiene tres propiedades naturales que la convierten en una excelente terapia para la EPOC:

  • Es antiséptica y antibacteriana lo que reduce notablemente las posibilidades de contraer infecciones respiratorias.
  • Es anti-inflamatoria, propiedad ésta fundamental en la Epoc, ya que reduce la inflamación de las vías respiratorias haciendo desaparecer así la dificultad para respirar, lo que permite una mejor oxigenación celular y ayuda a fortalecer el sistema inmunológico.
  • Su efecto osmótico sobre los fluidos de los tejidos del organismo, ejerce una acción expectorante ayudando a limpiar las vías respiratorias, a eliminar las flemas y la mucosidad.

La Terapia en nuestras Cuevas de Sal le ofrecerá alivio a los síntomas de enfisema al mejorar la función de los pulmones. Las partículas de sal absorben el edema de la mucosa en las vías respiratorias, la inflamación se reduce y las vías respiratorias se agrandan. Las obstrucciones en los bronquios y bronquiolos se despejan y el transporte normal de la mucosa se restablece, haciendo más fácil la respiración. Proporciona un alivio importante a los síntomas de EPOC además de prevenir y dificultar la aparición de infecciones pulmonares que agraven el estado del paciente.

La terapia de sal o salterapia también limpia el tracto respiratorio de alérgenos como el polen y el humo del tabaco. Reduce infección en los pulmones, al destruir los gérmenes y bacterias, y crea resistencia a las enfermedades. Está reconocida como terapia clínica en Estados Unidos, Canadá, Italia e Inglaterra, mientras que en Rusia forma parte del sistema de salud como terapia oficial.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies